• ¿Qué es “el plato para comer saludable”?

    ¿Qué es “el plato para comer saludable”?

    Como muchos de vosotros y vosotras sabréis, este blog promueve la fisioterapia y el estilo de vida activo y saludable. El siguiente artículo muestra la conclusión del estudio llevado a cabo por la Escuela de Salud Pública de Harvard en asociación con editores en Publicaciones de Salud de Harvard. El experimento llevado a cabo por nutricionistas ha servido para crear una guía que estructura y da las proporciones equilibradas que, según las conclusiones del estudio, debe tener el plato (o el tupper) de nuestras comidas diarias. El objetivo ha sido la dinamizar y modernizar la pirámide alimenticia clásica. Estas son las indicaciones de la conclusión del estudio:

    Verduras y frutas: los protagonistas (½ del plato)

    Según esta guía las frutas y verduras son las protagonistas de la mayoría de las comidas, ocupando la mitad del plato. Es importante dar variedad y elegir verduras de diferente coloración. Hay que tener en cuenta que las patatas no cuentan en este caso debido a su efecto negativo en los niveles der azúcar en sangre.

    Consume granos integrales de cereal (¼ del plato)

    Es importante que el grano sea integral y no esté procesado, ocupa una cuarta parte del plato. Se recomienda el consumo de trigo integral, granos de trigo, quinoa, avena, cebada y arroz integral. De igual forma se recomiendan las comidas preparadas que empleen este tipo de granos, como la pasta de trigo integral. Su consumo es una forma inteligente de modular de una forma menos agresiva los niveles de glucosa e insulina en el torrente sanguíneo. Deberemos que evitar el arroz blanco, pan blanco y los granos refinados.

    Come proteínas de calidad (¼ del plato)

    El consumo de pollo, pescado, legumbres (como las leguminosas, las habichuelas y las judías) y nueces son una rica fuente de proteínas versátil y saludable. Se pueden emplear incluso en ensaladas y combinan bien generalmente con las verduras. Es importante limitar a un consumo ocasional las carnes rojas y evitar las variantes cárnicas procesadas como los embutidos y el bacon.

    Cocina y aliña con aceite vegetal saludable

    Haz siempre un consumo moderado del aceite vegetal. Elige siempre aceites de oliva, girasol, maíz, soja, canola y cacahuete; especialmente los dos primeros. Evita los aceites parcialmente hidrogenados por su contenido insalubre en grasas transgénicas y recuerda que “bajo en grasas” no es sinónimo de “saludable”.

    Plato para comer saludable

    Derechos de autor © 2011 Universidad de Harvard. Para más información sobre El Plato para Comer Saludable, por favor visite la Fuente de Nutrición, Departamento de Nutrición, Escuela de Salud Pública de Harvard, http://www.thenutritionsource.org y Publicaciones de Salud de Harvard, health.harvard.edu.

    Bebe agua, café o té

    Es fundamental para un correcto funcionamiento del organismo beber agua en abudancia. Evita consumir bebidas azucaradas como los refrescos, limita la leche y los lácteos a 1-2 raciones al día. También se puede beber un vaso pequeño de zumo al día.

    Mantente activo: ¡muévete!

    El hombrecillo rojo corriendo de la imagen adjunta nos servirá para recordar la importancia de mantenernos activos y en movimiento a diario. Es un aliado fundamental en la pérdida de peso y ayuda a tener un corazón más joven y sano.

    El enfoque del plato para comer saludable está en la calidad de la dieta

    Es más importante tener en cuenta el tipo de glúcidos (también conocidos como carbohidratos) de nuestra dieta. No debemos basar nuestro criterio exclusivamente en la cantidad de los mismos, pues existen fuentes de glúcidos que son más saludables que otros: verduras, frutas, granos integrales y legumbres.

    Una buena forma de bajar de peso sin hacer nada es eliminar por completo las bebidas azucaradas de la dieta, como por ejemplo los refrescos. Son una fuente muy importante de azúcar y no tienen valor nutricional.

    Emplea aceites cardiosaludables con moderación. En España el aceite de oliva es de primerísima calidad y es además un gran aliado para potenciar el sabor de los alimentos de forma saludable, fortalece el sistema inmunológico, tiene un efecto anticancerígeno, controla el colesterol y tiene cierto efecto saciante.

    No olvides hacer click en la imagen para guardarla o imprimirla y colocarla en la nevera para que te recuerde a diario como preparar comidas saludables y balanceadas. Recuerda que es imprescindible acudir a un médico endocrino o un nutricionista si quieres aprender a comer bien o realizar dietas con objetivos concretos.

    Vía: Escuela de Salud Pública de Harvard

    Dejar un comentario →

Dejar un comentario

Cancelar comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario durante su visita. Si continúa navegando está dando su consentimiento a la siguiente política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies